Panel Información

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de navegación. Al continuar con la navegación entendemos que aceptas nuestra política de cookies (actualizada el 25-01-2017).

¿Qué puedo hacer?

94926 materialEducativo

textoFiltroFicha
  • Me gusta 0
  • Reproducciones 435
  • Comentarios 0
  • Guardar en
  • Acciones

Acerca de este recurso...

Persépolis fue la capital del imperio persa hasta que Alejandro Magno conquista la ciudad en el año 331 a.C.

Persépolis albergó importantes palacios, pero fueron incendiados por orden de Alejandro en el 330 a.C. perdiéndose gran parte de los complejos palaciegos.



Los palacios persas más importantes son los de Persépolis, el lugar donde fija su residencia Darío en el siglo VI a.C. Darío no construyó allí más que dos o tres edificios pero sus descendientes se encargaron de enriquecerla de manera fastuosa. La tradición narra que Alejandro incendió la ciudad antes de su partida hacia la India, tras una noche de orgía.
Sobre una amplísima terraza natural de piedra se conservan los restos de algunos palacios o apadanas. Estos restos se encuentran en un espacio de 425 metros de largo por 520 de ancho y están rodeados por diferentes construcciones de las que apenas conservamos datos. En la zona norte nos encontramos con la puerta monumental inacabada mientras que en el sur aparecen los llamados propileos de Jerjes, flanqueados por dos gigantescos toros antropomorfos alados. El Tripylon es el pasaje monumental que une las dos partes de la ciudad. Sobre otra terraza se encuentra el palacio de las Cien columnas de Jerjes y a su lado se sitúa el edificio de la tesorería.
En la zona baja de Persépolis encontramos la Apadana o gran sala de audiencias de Darío I. Las habitaciones personales del monarca se hallan a continuación, pasando a los palacios de Artajerjes y de Jerjes. En la confluencia de las dos zonas palaciegas se ubicaba el harén que era la tesorería de Jerjes y de Darío. Los nombres asignados a los principales edificios son nombres convencionales, empleados por los arqueólogos por comodidad.

Es un contenido educativo de Artehistoria "la página del Arte y la Cultura en ESpañol".

Para obtener más recursos educativos consulta el índice y el buscador facetado de Didactalia.

Autores:

Fecha publicación: 10.4.2013

Se respeta la licencia original del recurso.

Comentar

0

¿Quieres comentar? Regístrate o inicia sesión

Únete a Didactalia

Navega entre 94926 recursos y 326283 usuarios

Regístrate >

O conéctate a través de:

Si ya eres usuario, Inicia sesión

Odite Working Day

¿Quieres acceder a más contenidos educativos?

Regístrate Acceso usuarios
Añadir a Didactalia
ayudaDelJuego
Juegos de anatomía
Selecciona nivel educativo
    Mapas

    CARGANDO...

    Ir a Mapas
    CienciasNaturales

    CARGANDO...

    Ir a juegos de ciencias
    Un museo virtual con más de 17.000 obras de arte

    CARGANDO...

    Ir a Mis Museos
    Biblioteca

    CARGANDO...

    Ir a BNEscolar
    EduBlogs

    CARGANDO...

    Ir a Edublogs
    Odite

    CARGANDO...

    Ir a Odite
    Con la tecnología GNOSS