Panel Información

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de navegación. Al continuar con la navegación entendemos que aceptas nuestra política de cookies (actualizada el 20-05-2019).

95959 materialEducativo

textoFiltroFicha

Consejos para afrontar la EvAU

tipo de documento Orientação e Mentoring - Texto/Artigo

  • Eu curto 0
  • Visitas 0
  • Comentarios 0
  • Guardar en
  • Acciones

Sobre este recurso...

Consejos para afrontar la EvAUEl gran día está a punto de llegar. Has estudiado durante todo el curso, repetido mil veces las mismas materias y realizado exámenes de prueba siguiendo el modelo de la EvAU: sin embargo, los nervios y la inseguridad parecen crecer en ti. ¡No te preocupes! En Didactalia tenemos algunos consejos para que afrontes este reto con éxito y ganas:

Antes del examen

  • Planificar nuestro tiempo: todos hemos escuchado historias sobre ese estudiante que abrió los libros la noche de antes y aprobó la EvAU. Por desgracia, no todas las personas poseemos el don de la memoria fotográfica por lo que la parte de planificación es primordial para retener conocimientos y no morir en el intento. La planificación nos ayuda a dividir el tiempo que tenemos de estudio y repaso y ésta tiene un carácter completamente personal dependiendo de nuestro ritmo. Por ejemplo: dedicar al estudio cuatro horas por la mañana y cuatro horas por la tarde, descansar cada dos horas, estudiar una materia el lunes y otra el martes...
  • Identificar qué materias llevamos mejor: esto no significa que dejemos a un lado la materia en la que destacamos sino que nuestros esfuerzos pueden intensificarse en la que llevamos mejor. Gracias, precisamente, a la planificación (que te hemos explicado arriba) y al conocimiento que nosotros mismos tenemos sobre lo que sabemos, podemos adoptar estratregias que nos ayuden a reforzar aquellas asignaturas que nos cuestan un poco más y destinarles más tiempo de estudio y repaso. Por ejemplo: si se nos dan fenomenal las matemáticas pero vamos un poco más justos en física, dedicaremos más tiempo a esta segunda materia, siempre sin dejar al lado la primera.
  • Encontrar nuestro ritmo de estudio: existen las personas diurnas y las personas nocturnas y ambos tipos están en lo correcto. Es muy importante que conozcas tu ritmo circadiano ya que quizá seas de los que cunden más de mañanas o de noches. No obstante, recuerda que, en los dos casos, descansar es fundamental. Por ejemplo: tú prefieres levantarte a las ocho para aprovechar las horas de luz para estudiar pero tu amiga es más de ponerse a estudiar después de cenar porque se concentra mejor con el silencio de la noche.
  • Hacer pausas: el rendimiento de nuestro cerebro desciende a medida que pasamos más tiempo concentrados en una tarea. Al igual que en cualquier trabajo que exija concentración, durante el estudio debemos hacer descansos. Éstos pueden adaptarse a tu ritmo de estudio. Por ejemplo: una hora y quince minutos de descanso, dos horas de estudio y media hora de descanso... 
  • Relacionar lo que estudiamos con lo que ya sabemos: uno de los principios básicos del estudio es unir el conocimiento que ya conocemos de antemano con el que vamos adquiriendo, una técnica que no sólo nos ayuda a aprender y a memorizar sino también a comprender. Hay que concebir el conocimiento como una estructura que vamos construyendo con las diferentes partes que se nos dan, como si se tratase de una casa o un coche. Estas partes, por separado, tienen poca utilidad; sin embargo, el todo constituye un elemento completo completamente servible. Por ejemplo: aprenderte la Guerra Civil española únicamente de 1936 a 1939 te ayuda a conocer las batallas pero relacionarlo con sus antecedentes (antes del 36) y sus consecuencias (después del 39) te permite comprender todo el principio del siglo XX español.

Durante el examen

  • Controlar los nervios: es normal estar un poco tenso en el momento que te entregan el enunciado. Si bien es cierto que tu tiempo de realización es limitado, puedes dedicar unos segundos a calmarte con cualquier técnica de tranquilización que no moleste al resto de tus compañeros. Por ejemplo: respirando hondo, cerrando los ojos, estirando las manos...
  • Leer los enunciados: los nervios nos llevan a las prisas y, las prisas, a una mala comprensión de los enunciados que podrían hacernos caer en errores. Aunque te puedan las ganas de terminar cuanto antes, es muy importante que leas los enunciados despacio. Además, si antes de empezar te especifican que puedes usar el enunciado como papel en sucio, puedes subrayar conceptos clave de los enunciados para que las instrucciones te queden más claras. Por ejemplo: lee dos o tres veces el enunciado para que quede claro, redondea fechas o palabras específicas...
  • Llevar material (permitido) que te ayude a salir del paso
    • Bolígrafos de repuesto: quedarse sin tinta en medio de un examen es una de las mayores pesadillas de todo estudiante. Es muy importante que lleves material de escritura que funcione y, sobre todo, repuestos por si se estropean. Lo mismo se aplica a lapiceros, sacapuntas, gomas o cualquier otra cosa que te dejen llevar.
    • Reloj: aunque algunas aulas tienen reloj de pared, nada te puede asegurar que no se estropee o incluyo que haya uno. Es por ello que llevar un reloj es muy importante. Mucho mejor si es analógico ya que los dispositivos electrónicos no se permiten en el examen.
    • Botella de agua: en algunas aulas hace mucho calor en el mes de junio y esta hidratado es muy importante para concentrarnos bien. Llevar agua nunca está de más aunque lo mejor para evitar problemas es llevarla en una botella transparente y sin la etiqueta.

Después del examen

  • Olvidar las preocupaciones: lo hecho, hecho está. Seguir dándole vueltas a esa pregunta que no comprendiste muy bien no te va a ayudar a descansar después de estas pruebas por lo que aconsejamos intentar despejar la mente al máximo.
  • En caso de suspenso: piensa que no todo está perdido y que todavía tienes una segunda oportunidad. Intenta analizar qué pudo salir mal (la planificación, los nervios...) y busca soluciones sin agobio.

Si quieres conocer otros consejos de preparación de exámenes, puedes hacerlo en nuestros siguientes recursos:

Photo by Green Chameleon on Unsplash

Mapa Conceptual sobre "Consejos para afrontar la EvAU"

Contenido exclusivo para suscriptores de

D/i/d/a/c/t/a/l/i/a m/á/s
Subscreve

Mira un ejemplo de lo que te pierdes

Fecha publicación: 31.5.2019

Respeita a licença original do recurso.

Comentar

0

Deseja fazer um comentário? Registrar o Iniciar sessão

Únete a Didactalia

Navegue entre 95959 recursos e 416449 pessoas

Regístrate >

O conéctate a través de:

Si ya eres usuario, Inicia sesión

¿Quieres acceder a más contenidos educativos?

Registrar Acceso usuarios
Adicionar ao Didactalia
Ayuda juegos
Juegos de anatomía
Selecciona nivel educativo
    Mapas

    CARGANDO...

    Ir a Mapas
    CienciasNaturales

    CARGANDO...

    Ir a juegos de ciencias
    Un museo virtual con más de 17.000 obras de arte

    CARGANDO...

    Ir a Mis Museos
    Biblioteca

    CARGANDO...

    Ir a BNEscolar
    EduBlogs

    CARGANDO...

    Ir a Edublogs
    Odite

    CARGANDO...

    Ir a Odite
    Powered by GNOSS